Oración para rezar en familia ante el Pesebre en Nochebuena
 

Lector 1:


Querido Padre, Dios del cielo y de la tierra:

En esta noche santa, te queremos dar gracias por tanto amor. Gracias por nuestra familia y por nuestro hogar. Gracias por las personas que trabajan con nosotros.


Bendícenos en este día tan especial en el que esperamos el nacimiento de tu Hijo. Ayúdanos a preparar nuestros corazones para recibir al Niño Jesús con amor, con alegría y esperanza. Estamos aquí reunidos para adorarlo y darle gracias por venir a nuestro mundo a llenar nuestras vidas.


Hoy, al contemplar el pesebre, recordamos especialmente a las familias que no tienen techo, alimento y comodidad. Te pedimos por ellas para que la Virgen y San José les ayuden a encontrar un cálido hogar.


Lector 2:


Padre bueno, te pedimos que el Niño Jesús nazca también en nuestros corazones para que podamos regalarle a otros el amor que Tú nos muestras día a día. Ayúdanos a reflejar con nuestra vida tu abundante misericordia.


Que junto con tus Ángeles y Arcángeles vivamos siempre alabándote y glorificándote.


(En este momento alguien de la familia pone al Niño Jesús en el pesebre o si ya está allí se coloca un pequeño cirio o velita delante de Él).


Lector 3:


Santísima Virgen María, gracias por aceptar ser la Madre de Jesús y Madre nuestra, gracias por tu amor y protección. Sabemos que día a día intercedes por nosotros y por nuestras intenciones, gracias Madre.

Querido San José, gracias por ser padre y protector del Niño Jesús, te pedimos que ruegues a Dios por nosotros para que seamos una familia unida en el amor y podamos ser ejemplo de paz y reconciliación para los demás.

Amén


Rezar: 1 Padre Nuestro, 1 Ave María, 1 Gloria

 

Fuente: Navidad es Jesús

Ayúdanos a ayudar Cáritas de Orizaba es una organización sin fines de lucro que persigue permanentemente ayudar a aquellos a quienes más lo necesitan. Tu colaboración nos permite asistir a una gran cantidad de personas que viven en condiciones sumamente difíciles.
Más información
Todos los derechos reservados para la Diócesis de Orizaba